Soy Marisa, las manos que hay tras Los Tesoros de Emma y esta es mi historia

 

De niña crecí entre hilos y telas, recuerdo a mi abuela y a mi tía cosiendo y haciendo crochet pero nunca tuve interés por la costura.

Antes de fundar Los Tesoros de Emma, profesionalmente me dedicaba a un sector completamente distinto, sin nada que ver, pero la vida da muchas vueltas y, a veces, el destino nos prepara sorpresas.

En esos años de oficina, fui mamá de dos preciosas niñas, luego llegó una tal crisis de la que seguro has oído hablar y tuve que reinventarme laboralmente.  

 

Mis niñas son la esencia de este negocio y mi familia el motivo por el cual tuve que poner todo de mi parte para sacarlo adelante.

 

Hace ya bastantes años, influenciada por mi suegra y su talento con la costura y artesanía, decidí aprender a coser.

Descubrí un mundo maravilloso, placentero y satisfactorio que me apasionaba del cual surgió Los Tesoros de Emma, este pedacito de mí.

 

Tras esta pantalla, en el taller estoy yo sola, todo lo elaboro artesanalmente con mis propias manos.

 

Esto me permite controlar todo el proceso, desde la elección de las telas, hilos y demás materiales, hasta realizar el control de calidad de los productos para garantizar la satisfacción de mis clientes.

Me agrada poder formar parte de un momento tan especial como es el nacimiento de un bebé o del primer día de guardería, en el que ese pequeñín acude entusiasmado con su nueva mochila personalizada.

 

En Los Tesoros de Emma puedes encontrar todo tipo de productos personalizados, desde mantas y toallas de bebé, hasta bonitos regalos y recuerdos de comunión.

 

El producto estrella son las mochilas personalizadas con el nombre bordado. Puedes elegir las telas y combinaciones qué más te gusten y yo me encargo del resto.

Una característica a destacar es que las mochilitas infantiles están forradas completamente siendo así muy duraderas y fáciles de limpiar.

Tienen el tamaño perfecto para llevar todo lo que necesites: la comida, una muda, pañales... y pueden colgarse del manillar del carrito.

Mi objetivo es ofrecer un regalo único pero a la vez práctico.

 

Un abrazo,

 

New Account Register

Already have an account?
Log in instead O Reset password